Te encuentras en la páginas de Blogsperu, los resultados son los ultimos contenidos del blog. Este es un archivo temporal y puede no representar el contenido actual del mismo.
Visite ...

Comparte esta página:


Fecha Publicación: 2013-02-07T14:44:00.002-05:00
Se me vienen ideas a la mente.
Luego se van.
Luego vuelven.
Las transcribo algunas.
Otras se vuelven a ir.
Otras vuelven a regresar.
Esas a veces las llego a transcribir.
Pero me sigo olvidando de algunas.
Esas nunca vuelven.
Como la que iba a originar este texto.

Fecha Publicación: 2013-02-05T06:36:00.001-05:00
El mundo es una mierda.
El mundo es una gran mierda.
El mundo es una grandísima mierda.
El mundo es la mayor mierda de todas las mierdas posibles.
Y yo sé que puedo mejorarlo.

Fecha Publicación: 2013-01-31T07:37:00.000-05:00
dando vueltas
Intentando buscar
manos
Mientras lo mismo
con alguien más
Y volverá a brillar
Y no quiero
Y no entiendo
Y...
¿Qué fue de todo?
¿qué es este




















silencio?

Fecha Publicación: 2013-01-18T20:49:00.001-05:00
cuando ves una mujer pasar
ves una película pornográfica
lo único que no ves
son a tus testículos gobernándote
jojojo

Fecha Publicación: 2013-01-17T08:39:00.000-05:00
Oigo dulces pasos allá donde termina mi orgullo. Encontré el reflejo de mis anhelos. Me devolvió la mirada desapareciendo todos los zumbidos de pesar en la cordillera de mi brazo. ¿Acaso estoy libre?
Me limito a escuchar su cadencia, arrodillado y postrado. Yendo a posar sobre su cabello, cientos de miles de seres alados levantaron vuelo.


Caricias llueven
abrazos escapan

Son tan sólo los límites
de una susurrante esperanza. ¿Estoy perdido? ¿Hacia dónde estoy avanzando? Creo poder sentir un atisbo de un sentimiento que aparece y desaparece. No veo ningún lugar conocido, ni reconozco rostro alguno. Tengo miedo.

¿Dónde está mi mundo conocido?
La deformación sufrida no tiene remedio. Cambios, cambios y cambios me comen y me vomitan, para repetir la secuencia. Un infante se desvanece...

Fecha Publicación: 2013-01-16T07:59:00.001-05:00
Me dijo que lo único que extraña es tener sexo todo un día. ¿Estás hablando mierda? No, en serio. Se pasan dos años juntos y ¿eso es todo? Así parece. Se olvidaron de nosotros. ¿A qué te refieres? Que cuando estuvieron juntos dejaron al grupo de lado. El grupo ya fue, ya no existe. Por culpa de ellos. Tal vez. Tal vez y la puta madre, por su culpa se jodió todo y ahora uno solo piensa con su cabeza pequeña y la otra se encierra a tocar, a escribir canciones de amargura y de furia, no quiere ver a nadie y ahora dice que algunas canciones son suyas, ¡suyas!, como si la cojuda hubiera podido crear un acorde de mierda. Cálmate. No me calmo nada porque tú y yo compusimos todo y ahora viene a querer apoderarse de nuestro trabajo. Él también compuso. Él sólo hizo su parte porque ni tú ni yo tocamos batería decentemente, el hiperactivo de mierda igual no contribuía y solía hacer más ruido que otra cosa. Sabes que no es así y estás muy amargada. No jodas. Ya te jodí, ahora relájate. Dame un trago. ¿Cuál? Cualquiera. Ya no hay nada.

Fecha Publicación: 2013-01-15T19:56:00.002-05:00
Me gustas mucho. Mucho. La verdad que demasiado. Sí, más de lo que deberías. Pero sólo físicamente. No tengo idea de cómo eres. Qué clase de persona eres. Así que lo imagino y eso te hace más hermosa. En mi mente. Te tengo. Que decir en la cara que me gustaría salir por ahí contigo. A hacer nada y llegarte a conocer dentro de la nada. Sería mejor si salieras de mi frente como te imagino. Pero no sé. Si te gustaría. Si me gustarías. Una vez que te conozca. Así que resulta mejor contemplarte esporádicamente. Una vez al mes. Una vez al día. En mi mente. Y despiertas a mi lado. Porque te tengo presente y es como si jugáramos escondidas en el laberinto de mis pensamientos. Es bueno calentar mis huesos al lado de tu imagen. He creado una relación entera contigo. En verdad. No. Contigo no ha sido. Contigo nunca ha sido. Ha sido con la mujer que tiene tu cuerpo y la personalidad que yo le otorgué. Ahora que lo recuerdo no sé tu nombre. Y no me importa. Saberlo. Para que sea más íntimo. Así sin nombre. Ligándolo todo a un sentimiento. Mi sentimiento. Porque tú estás fuera. Y yo no entiendo porqué te hablo. Yo quería hablarle a la mujer de mi mente. Esa no eres tú. Tú perteneces a otra realidad. Entonces, le quiero hablar a una de mis ideas. Le quiero hacer una confesión a una idea mía. Pero esto es ridículo. No encuentro sentido a semejante despropósito. Ella es un ideal. Si es un ideal es una idea que yo tengo. Me gusta la idea que he creado. Juego con mi idea y la disfruto. Lo que me dice que por el momento no tengo a nadie con quién disfrutar y jugar así. Me duele la barriga. No sé qué tiene que ver eso. Me duele. Estar. Ahora. Quiero que ese cuerpo tenga ese ideal. Hace ya mucho que aprendí a no buscar ideales. Entonces, debo dejar esto de lado. Dejarlo a mi lado y que duerma junto a mí. Ya me enredé. No importa. Me puedo desenredar. No sé. A dónde quiero llegar. No sé. Que hago ahora. Para que me deje de carcomer la cabeza. Este no es un dilema. Es algo simple. Vi una mujer atractiva. Me impactó mucho. Grabé su imagen. Luego le adjudiqué una forma de ser. Comencé a imaginar. Fin. Ahora no tengo de qué preocuparme. Y me sigue gustando físicamente. Creo que mejor lo dejo en lo físico. Creo que mejor me voy a dormir. Fin. Ahora sí de verdad.

Fecha Publicación: 2013-01-15T13:48:00.002-05:00
Igual nos vamos a morir todos de hambre. Me mira. Se voltea. Mira por la ventana. Yo miro el reflejo de su rostro. Cierra los ojos. Su cabeza se apoya sobre mi hombro. Siempre he admirado su capacidad para quedarse dormido en cualquier parte. Qué extraña se ve la ciudad. A veces parece de mentira. Los diminutos puntos de luz que se ven por todas partes dan la impresión de ser luces de juguete. Lejos de esas luces nada es de juguete. En la oscuridad la ciudad revela su verdadero rostro. Lo abrazo. Puedo sentir como su pecho sube y baja. Mis ojos hacen contacto con los suyos en el espejo retrovisor. ¿Ya se quedó dormido? Apoyo mi mano izquierda sobre su mejilla derecha. Sí. Luz verde. Arranca. Los tres que estamos despiertos no decimos nada. Todos queremos guardar el sentimiento del último concierto. Apoyo mi cabeza sobre la suya. Lloro en silencio. Abro los ojos. Tenemos que buscar un reemplazo. Jamás pensé que tendríamos que reemplazar a alguno. Nunca fuimos juntos a un baile. Nunca me ayudó a componer. Ahora duerme como el niño que en el fondo es. ¿Tenemos que doblar acá, no? El otro le responde sin dejar de cantar la canción que siempre tiene entre los labios. Éramos un cuarteto en el que nadie podría cantar como un tenor. ¿Y ahora qué? Igual nos vamos a morir todos de hambre.
Soy la primera en llegar a su covacha. Bajan conmigo. Abren la maletera. Saco mi guitarra. Nos abrazamos. Le doy un beso largo a cada uno. Le doy un beso en la frente a él que sigue durmiendo. Abro la puerta. Entro. Volteo. Hago un gesto de despedida. Cierro. Espero el ascensor. Último piso. Dejo la eléctrica y busco la acústica en mi cuarto. Salgo al balcón. Me siento en el suelo apoyada en la pared. Busco un cigarro. Lo enciendo. Se termina. Dejo que las cenizas se las lleve el viento. Cojo la guitarra. La afino. Está vieja y necesito una mejor, pero no quiero botarla. Toco silencios que ensayan sombras. ¿Alguien me puede ver en la luz? Desde donde estoy tengo una perspectiva inmensa pero siento que está disminuyendo y diluyendo. Gotea. La amargura con sus flechas incendiarias ataca y una cuerda se rompe y no sé si la guitarra es una mierda o soy yo por haber sido tan ingenua de pensar que podía haber funcionado. La furia hace ebullición y me sorprende que algún vecino no me haya mandado todavía a callar. El proyecto estaba cohesionado, funcionaba, cada vez era mejor. Mi proyecto. Nuestro proyecto. Fui la primera en llegar y seré la última en irme. La última en irme. ¿Por qué no me sorprende? Lanzo la cajetilla a la avenida. Las flechas se van frías dejando escalofríos como el mar cuando te roza los pies.
La. Do. Mi. Me he dedicado a usar solamente escalas menores. ¿Será momento de hacer un cambio? Mi. Sol. Si. Probemos. Si. Re sostenido. Fa sostenido. Qué asco.

Fecha Publicación: 2013-01-08T10:46:00.004-05:00
En la calle me detengo a través de una ventana cerrada en la cual me invitas a perderme con una antorcha que no puede iluminar tu rostro. Ahí están todos los que quisieron que me extinguiera por tener una carga tan pesada que ni una hormiga la podría cargar.
A pesar de tus sueños yo sigo sin fe entre barcos que zarparon hace mucho en este mar tan calmo que me invita a ahogarme en él.
Tengo parásitos en el corazón que son páginas arrancadas que nunca dejarán de perseguirme. Todavía no quiero que lleguen. En este sitio permanezco una y otra vez. Son tantas las veces que he intentado hacer esto. Tendré que ordenar para ordenarme. Ahora tengo que pedir la orden. Son tantas las veces que he intentado hacer esto. Tendré que descansar para poder descansar.

Fecha Publicación: 2012-12-31T10:39:00.000-05:00
Hacemos un cántico que nos diluye en nuestro sudor sentados en una corniza para escondernos de la ciudad. Las luces parpadean o tal vez soy yo que me estoy cegando en una idea que perdura como un recuerdo fotográfico. Asumiré que mi nostalgia es pasajera de un avión.
Mi imaginación está menguando a través del pequeño agujero en mi cabeza. Mis canones estéticos se salen de la raya que nunca fue trazada. Van varios años de páginas en blanco e ideas garabateadas. La combinación no resultó ser la ganadora. El mensaje nunca me llegó. La espalda fue flagelada por la verdad del pasado. 
Mis manos están adoloridas a ver el velo que cubre mi sonrisa y mi mueca mi nariz se intoxica en este bosque de concreto me siento perdido y aterrado por un sentido que deja un sabor amargo y un par de señales que te llevan al desvío hacia un manantial, hacia un reino de hormigas.
En mi cuerpo puedes dibujar que un invierno pasó y otro también pero el año no se acaba. Son tan solo cosas superfluas.

Fecha Publicación: 2012-12-30T13:58:00.001-05:00
Los pobres idiotas les creen porque van revestidos de oro en el juego de los ricos y de lo reyes que nos permite ver claramente como habladurías son dichas para mantenerlos tranquilos. Los pobres repiten por última vez que miren a su desesperanza a la cara tratando de encontrar su dignidad de seres humanos arrebatada antes de cualquier registro histórico.
Veo en tu rostro la pesadumbre que se percibe en los ciegos y los sordos que adoran a los ídolos mágicos que pertenecen a los pueblos civilizados y sanguinarios. Las apariencias de un ídolo humano, enaltecido por su orgullo y ciego a las palabras de los mudos con el ceño perpetuamente fruncido.
Hace tiempo que no están aquí para castigarte a ti mismo. Las caravanas pasan a través de una piedra dura y negra en el campo que nunca llegó a poner un pie en las ciudades deslumbrantes amasando el castigo en todas las cimas y los horizontes que deseas alcanzar a contemplar.
La piedra permanece en su resentimiento con la soledad y rigidez como únicos sentimientos. Has venido para castigarte a ti mismo. Dibujas el margen del cual nunca saldrás creyéndote una multitud feliz que se queda impregnada al suelo como una raíz.
Se consumen los restos de lo que creíste era una vida de la que te percataste cuando te tumbaste sobre tu costado a la sombra de la piedra que te invitaba a meditar sobre la injusticia que oíste clamar a tu pasado que tú te habías hecho.
La pertenencia de las preocupaciones que están más allá del sufrimiento y del tormento se esconden en un ligero agujero que esperas no tener que reparar. 
Al tener a tu alrededor una bellez que dentro de la idiotez de la pobreza te depara una noche de tinta para que cantando en tu establo puedas pintar encima de la piedra lo que deseaste que fuera y nunca llegará a ser. Para que el frío seco y hermoso e implacable te haga sucumbir y no tengas miedo de sacrificar todo.

Fecha Publicación: 2012-12-01T16:26:00.003-05:00
A veces
me paso
varias

horas
metido

en un

sucio
lugar
que está mal

iluminado
es
viejo
e
incómodo

maldito transporte público.

Fecha Publicación: 2012-11-30T08:38:00.000-05:00
Naranja. Naranja. Naranja. Naranja. Naranja.

¿Quieres comer fruta?

No.

...

¿Entonces?

...






















Estoy contemplando la artificialidad de tu piel.

Fecha Publicación: 2012-11-29T09:22:00.001-05:00
¿Él es?

Sí, es él.

¡Dios! ¡Cuánto ha crecido!

¿Sí, no?

Sí, mucho. Yo lo recuerdo cuando

era ASÍ de pequeño.


































Señora, ¿qué le hace pensar que me importa en lo absoluto que me haya conocido cuando tenía ___ años?

Fecha Publicación: 2012-11-28T09:00:00.002-05:00
ahí...
era el centro...
lugar como aquel cuando yo era...
lugar como aquel...
tan...
ahora
se ha a casi nada...
ahora
está y nadie lo cuida...
ahora
de a pocos está...
y desaparece parte de mi historia...
y
a veces...
todavía
como solían ser las cosas...
en mi cabeza
todavía
como solían ser las cosas...
y
me siento muy mal...
tan mal...
en fin...
una vez me perdí ahí...
cuando era...
pero me encontraron en la...
y
solíamos en la playa...
quedarnos por las noches...
y
no sé por qué ya no lo hacen...
y
yo no sé por qué cambian las cosas... 
pero cambian...
¿ves?
las cosas cambian...
ya no duermen más en la playa...

Fecha Publicación: 2012-11-27T15:43:00.002-05:00
¿Quién eres?

Un cínico ilustrado.

¿Quién eres?

Un idealista desesperado.

¿Quién eres?

Un detective salvaje.

¿Quién eres?

Un progresista estancado.

¿Hay alguien que no haya dicho quién es?

Silencio.

El del fondo.

¿Quién eres?

Soy el señor de la limpieza.

Fecha Publicación: 2012-11-26T14:12:00.002-05:00
¿Qué estas haciendo?

Silencio.

Voltea.

Estoy cambiando el pasado.

Silencio.

Es muy adictivo.

Inténtalo.

Silencio.

No puedo.

Estoy en rehabilitación por ello.