Te encuentras en la páginas de Blogsperu, los resultados son los ultimos contenidos del blog. Este es un archivo temporal y puede no representar el contenido actual del mismo.

Comparte esta página:


Fecha Publicación: 2017-02-12T05:40:00.000-05:00
Foto del paisaje de un "aguajal". © Nicole Mitidieri

Los “aguajales” llevan este nombre debido a la presencia y dominancia de la palmera Mauritia flexuosa L. f., conocida localmente como “aguaje”; esta palmera está presente en la Amazonía a lo largo de planicies ligeramente depresionadas anegadas por aguas de escorrentía de las lluvias y ríos de agua negra, y crece en formaciones monoespecíficas (aguajales), o puede formar comunidades multiespecíficas como los bosques de quebrada, los cuales están dominados por Euterpe precatoria “huasaí”, Oenocarpus bataua “hungurahui”, Mauritia flexuosa “aguaje” y Socratea exorrhiza “casha pona” (Kahn & Mejía, 1990).

Según la densidad de los “aguajes” y la abundancia de los árboles, este ecosistema se clasifica en: denso o puro, semidenso y de baja densidad (Malleux, 1974). En otra clasificación (Encarnación, 1985) se ubica a los “aguajales” entre los bosques de bajial cuya vegetación se encuentra dominada por las palmeras Mauritia flexuosa y Euterpe olaraceae. Por otro lado, Kalliola et al. (1991) consideran los “aguajales” como un tipo de pantano palmáceo donde también es apreciable la presencia de otras especies arbóreas como Ficus (Moraceae), Symphonia (Clusiaceae) y Virola (Myristicaceae).

Si bien existen distintas clasificaciones, es importante señalar que la composición florística en este tipo de ecosistema es bastante simple, es decir, la riqueza de especies arbóreas es baja, pues son pocas las especies que toleran condiciones extremas de mal drenaje (Kalliola et al., 1993).

En el Perú, los “aguajales” están incluidos entre los 32 sistemas ecológicos reconocidos por Josse et al. (2007), y representan casi el 25% del área inundable con una extensión de 6 447 728 hectáreas de la planicie amazónica del Perú.

Los “aguajales” son ecosistemas que revisten una importancia notable de índole a) económico, dado que constituyen una fuente de ingresos para los pobladores locales; b) social, ya que la población depende de este recurso para su alimentación, salud, construcción de viviendas, elaboración de utensilios, madera, entre otros (Gilmore et al. 2013); y c) ambiental, pues proveen hábitat para diversos animales silvestres, incluyen muchas especies de plantas importantes en la dieta de varias especies de ungulados (Aquino, 2005; Bodmer, 1991) y especies arbóreas de valor para el hombre (Balslev et al., 2008; Mejía, 1992), y proporcionan servicios ecosistémicos de captación y almacenamiento de carbono (Freitas et al., 2006).

Referencias citadas:

  1. Aquino R. Alimentación de mamíferos de caza en los "aguajales" de la Reserva Nacional de Pacaya-Samiria (Iquitos, Perú). Rev. peru. biol. 2005; 12(3): 417-425.
  2. Bodmer RE. Strategies of seed dispersal and seed predation in Amazonian ungulates. Biotropica 1991, 23(3):255-261.
  3. Balslev H, Grandez C, Paniagua-Zambrana NY, Moller AL, Hansen SL. Palmas (Arecaceae) útiles en los alrededores de Iquitos, Amazonía peruana. Rev. peru. biol. 2008; 15: 121-132.
  4. Encarnación F. Introducción a la flora y vegetación de la Amazonía peruana: estado actual de los estudios, medio natural y ensayo de una clave de determinación de las formaciones vegetales en la llanura amazónica. Candollea 1985; 40, 237-252.
  5. Freitas L, Otárola E, Del Castillo D, Linares C, Martínez P, Malca G. Servicios ambientales de almacenamiento y secuestro de carbono del ecosistema aguajal en la Reserva Nacional Pacaya Samiria, Loreto-Perú. Doc. Téc. N° 29. 2006. Iquitos-Perú.
  6. Gilmore MP, Endress BA, Horn CM. The socio-cultural importance of Mauritia flexuosa palm swamps (aguajales) and implications for multi-use management in two Maijuna communities of the Peruvian Amazon. Journal of Ethnobiology and Ethnomedicine 2013,9: 29
  7. Josse C, Navarro G, Encarnación F, Tovar A, Comer P, Ferreira W, Rodríguez F, Saito J, Sanjurjo J, Dyson J, Rubin de Celis E, Zárate R, Chang J, Ahuite M, Vargas C, Paredes F, Castro W, Maco J, Reátegui F. Sistemas ecológicos de la cuenca amazónica de Perú y Bolivia. Clasificación y mapeo. 2007. NatureServe. Arlington, Virginio, EE UU.
  8. Kahn F, Mejía K. Palm communities in wetland forest ecosystems of Peruvian Amazonia. Forest Ecology and Management, 1990; 33/44:169:179.
  9. Kalliola R, Puhakka M, Danjoy W. Amazonía peruana Vegetación húmeda tropical en el llano subandino. Proyecto Amazonía-Universidad de Turku, Oficina Nacional de Evaluación de los recursos naturales. Lima-Perú. 1993
  10. Kalliola R, Puhakka M, Salo J, Tuomisto H, Ruokolainen K. The dynamics, distribution and xclassification in Peruvian Amazonia. Ann. Bot. Fennici 1991; 28: 225-239
  11. Malleux J. Estudio de la relación tipo de bosque-especie, en los bosques de la colonización de Jenaro Herrera. Revista Forestal del Perú 1974; 5(1-2): 1-11
  12. Mejía K. Las palmeras en los mercados de Iquitos. Bull. Inst. fr. études andines 1992; 21(2): 755-769

Fecha Publicación: 2016-12-16T16:48:00.000-05:00
Representación de un átomo. Fuente: https://goo.gl/GcmGvW
Cuando Dalton propuso por primera vez su teoría atómica hace 200 años, pensó que los átomos eran partículas sólidas como bolas de billar y que no tenían estructura interna. Ahora sabemos, sin embargo, que los átomos contienen un núcleo.

Al mirar el descubrimiento del núcleo, nos damos cuenta de que la ciencia por un lado tiende a moverse hacia afuera del mundo macroscópico. Una vez pensamos que la Tierra era el centro del sistema solar. Más tarde nos dimos cuenta de que ni siquiera estamos en el centro de la Vía Láctea. A través de estos descubrimientos los científicos empezaron a aprender sobre el origen del universo. Buscando en el mundo pequeño a partir de nuestro cuerpo, encontramos células y átomos. En el centro de un átomo se encuentra el núcleo, que es aproximadamente 100.000 veces menor que el átomo. Pensemos en esto en términos de la civilización humana. Hace aproximadamente 10,000 años era la Edad de Piedra, seguido brevemente por la Edad de Bronce que dio paso a la Edad de Hierro hace unos 3000 años. La Edad del Hierro se extiende hasta nuestros días, ya que todavía dependemos mucho del hierro, que se utiliza de numerosas maneras, por ejemplo, en la construcción de estructuras. El proceso de desarrollo tecnológico puede ser ampliamente descrito por "edades". Una era tecnológica de este tipo es la "era nuclear" o "era atómica". Estos dos términos se utilizan indistintamente. Una vez que el núcleo atómico fue descubierto, la gente pronto aprendió a endurecer la energía contenida en ella. Alrededor del 30% de las necesidades energéticas de Corea del Sur son cubiertas por la energía nuclear, mientras que esta cifra alcanza el 76% en Francia. Sin la energía nuclear, los países enfrentarían enormes dificultades. El conocimiento del núcleo permite a las personas utilizar un nuevo tipo de energía. La comprensión del núcleo también es importante para comprender las propiedades de la materia misma.


Resultado de imagen
E. Rutherford en la Universidad de McGill. Fuente: https://goo.gl/0ltFpz
Si se le pidiera que identificara al científico más importante con respecto al núcleo, Ernest Rutherford sería una elección probable. Si se fija en la foto de arriba, verá a un gran hombre a la derecha. Este hombre es Ernest Rutherford. Su padre y su madre emigraron a Nueva Zelanda desde Escocia e Inglaterra, respectivamente. El padre de Rutherford era agricultor y su madre era maestra de escuela. El joven Ernest ayudaba a sus padres con el trabajo de granja y también fue un estudiante diligente y talentoso, sobresaliendo particularmente en matemáticas y física. Después de graduarse de la escuela secundaria y la Universidad de Canterbury, en Nueva Zelanda, Ernest deseaba estudiar en Inglaterra. En aquella época, el Laboratorio Cavendish de la Universidad de Cambridge era el mejor lugar del mundo para estudiar física. Watson y Crick, quienes descubrieron la estructura molecular de los ácidos nucleicos también trabajaron en el Laboratorio Cavendish. Aunque el laboratorio Cavendish se centró originalmente en el estudio de la física, a mediados del siglo 20 cuando Sir Lawrence Bragg se convirtió en profesor en Cavendish, cambió el foco del laboratorio hacia la investigación de las proteínas. Más tarde, Watson hizo importantes descubrimientos sobre el ADN.

Ernest quería estudiar en Cambridge, pero carecía de los medios económicos para hacerlo. Por suerte, la Comisión Real para la Exposición de 1851 estableció una beca de investigación para un estudiante extranjero para estudiar en Cambridge. Rutherford solicitó la beca, y recibió una respuesta de Inglaterra informándole que él había quedado en 2do puesto. Había sido eliminado por otro candidato. Se resignó a este hecho y esperó oportunidades futuras. Un día, mientras Ernest trabajaba en el campo, recibió otra carta de Cambridge. Al parecer, el mejor candidato para la beca de investigación en ciencias había decidido estudiar medicina. Cambridge quería saber si Rutherford seguía interesado en la investigación científica en Inglaterra.

Hay una famosa anécdota sobre este evento. Se dice que Rutherford estaba cavando papas cuando recibió la carta de Cambridge. Después de leer la carta, exclamó: "Esa es la última papa que cavaré". Debe haber estudiado muy duro, una vez que se convirtió en un estudiante de J.J. Thomson, el descubridor del electrón. Después de obtener su doctorado en Cambridge, fue nombrado profesor de física en la Universidad McGill en Canadá. Fue allí donde hizo el importante descubrimiento por el que ganaría el Premio Nobel de Química de 1908. ¿Cómo fue que un físico ganó un Nobel en química? Fue porque el descubrimiento de Rutherford estaba relacionado con la transformación de elementos químicos. Por ejemplo, la transformación de uranio en torio, y luego en radio. Antes de Rutherford, los científicos creían que un elemento no podía transformarse en otro. El descubrimiento de Rutherford tenía que ver con elementos, por lo que ganó el Nobel de Química.

Tal vez usted está familiarizado con el precepto de que "la forma es vacuidad", que proviene de un sutra del Budismo. Por supuesto, el significado original de este precepto es profundo, pero lo tomaré prestado para hacer un punto sobre el mundo material. El sutra afirma que la forma está vacía, ¿verdad? Las formas se pueden ver con los ojos y también se pueden sentir. Las formas que se pueden sentir se refieren a los materiales que nos rodean. Pero estos materiales están vacíos de acuerdo con el extracto anterior. Usted puede sorprenderse al saber que desde un punto de vista científico, esto es cierto. Considere lo que sucede cuando llena un globo con aire. Si le preguntas a un niño si el globo está lleno o vacío, ¿qué piensas que diría el niño? El niño puede sentir que el globo está lleno de aire. Si se presionara cualquier parte del globo, podría sentirse la presión adentro. El globo se expande de un tamaño pequeño a un tamaño grande gracias al aire dentro de él. Aunque el globo parece lleno, el espacio dentro del globo está casi 100% vacío. Las partículas en un gas mantienen una cierta distancia el uno del otro mientras están en movimiento, pero debido a que se mueven tan rápidamente estas parecen estar por todas partes.

Como mencioné anteriormente, los átomos fueron concebidos como entidades sólidas bajo la teoría atómica Daltoniana, pero ahora sabemos que esto no es exacto. En el centro de un átomo hay un núcleo con electrones que orbitan alrededor de él. Comparado con el tamaño entero del átomo, ¿cuán pequeño es el núcleo? Consideremos el sistema solar para obtener alguna perspectiva. En el centro del sistema solar está el Sol, mientras que Plutón (que años atrás dejara de ser considerado un planeta) orbita en el borde del sistema solar. Para que la luz atraviese el diámetro del sol toma cerca de 5 segundos, pero toma 5 horas para atravesar el sistema solar para alcanzar Plutón. La proporción entre horas y segundos es bastante grande, ¿no? Hay 3600 segundos en una hora. Si imaginamos que un núcleo atómico es el sol, los electrones orbitan este núcleo a una distancia 10 veces más alejada que la de Plutón.

En otras palabras, los átomos son más vacíos que el sistema solar. En nuestra galaxia hay alrededor de 100 mil millones de estrellas con una distancia media de 4 a 5 años luz entre ellos. Observe la unidad: años luz. Este espacio entre las estrellas también está vacío. Las características cosmológicas también se aplican a escalas más pequeñas. El interior de un átomo está vacío y en su centro hay un núcleo. A través del descubrimiento del núcleo, la humanidad fue capaz de aprovechar la energía nuclear y comprender muchos nuevos principios. Por lo tanto, es muy importante... ¿no?

Un texto muy útil para conocer más sobre el núcleo atómico es aquel escrito por Rutherford en 1908. Esta texto se titula "La naturaleza química de las partículas alfa de sustancias radiactivas". Rutherford quería hablar de "Naturaleza Química" mientras recibía el Nobel de Química. Átomos, núcleos, radiactividad, tal parece que son muchos términos. Mejor empecemos explicando la radiactividad. ¿Qué es la radiactividad? Antes, debemos recordar que Lord Rayleigh descubrió el argón por accidente. Con el fin de probar la hipótesis de Prout sobre el hidrógeno como átomo elemental, midió con exactitud las densidades de gas y notó una discrepancia. El descubrimiento de la radiactividad también fue casual. La radiactividad fue descubierta en 1896. Justo un año antes, en 1895, Roentgen había descubierto los rayos X mientras estudiaba rayos catódicos en un tubo de descarga de gas similar al que vemos en los letreros de neón. Tales tubos se llaman tubos de rayos catódicos. Se dio cuenta de que un material fluorescente a unos 2 metros de un tubo de cátodo fluorescía cuando la corriente eléctrica pasaba a través del tubo. Trazó la fluorescencia hasta donde el rayo catódico golpeó la pared del tubo. El rayo parecía tener un poder de alta penetración capaz de viajar una distancia en el aire. Hoy en día, este rayo se utiliza en la oficina del dentista y en el hospital para la ver radiografías de tórax. Hoy en día, la radiografía también se utiliza para escanear el equipaje en los aeropuertos. El Primer Premio Nobel de Física fue otorgado por el descubrimiento de la radiografía. De todos modos después de su descubrimiento otros físicos comenzaron a buscar fenómenos similares. El físico francés Henri Becquerel encontró algo interesante en las rocas que contienen uranio. En el curso de experimentos sobre rocas, descubrió accidentalmente que los poderosos rayos invisibles emanaban del mineral de uranio. Tengamos en cuenta que los rayos X requieren energía eléctrica para ser emitidos. Una vez que se cambia el interruptor eléctrico, se emite una radiografía. Pero en la radiactividad, los rayos se emiten sin necesidad de electricidad. En este sentido, el rayo que descubrió Becquerel era más extraño que la radiografía.

Ambos descubrimientos fueron altamente fortuitos. Después del descubrimiento de la radiactividad en 1896 varios científicos comenzaron a investigar este fenómeno. El descubrimiento posterior más importante fue hecho por Rutherford, quien descubrió la partícula alfa y realizó descubrimientos posteriores usando la partícula alfa como su herramienta favorita, como un niño jugando con un juguete. 

En particular, ¿qué es exactamente la partícula alfa? ¿Cómo descubrió Rutherford la naturaleza de la partícula alfa? Hay tres tipos de rayos en la radiactividad: alfa, beta y gamma. Cada tipo tiene una capacidad variable para penetrar los materiales. La partícula alfa es el núcleo de un átomo de helio. La partícula beta es el electrón. Tanto la radiación alfa como la beta son partículas. El rayo gamma no es una partícula en absoluto, sino una onda electromagnética como la luz. Tiene una longitud de onda muy corta, más corta que la de la radiografía. El rayo gamma es muy enérgico. La Conferencia Nobel de 1908 de Rutherford se refería a la naturaleza de la partícula alfa, pero no fue por eso que recibió el Premio Nobel de Química. Su logro premiado fue separado; de todas maneras durante varios años de investigación adicional, descubrió la naturaleza de la partícula alfa en 1908. Así que en la ceremonia de premiación describía la naturaleza química de la partícula alfa que había descubierto pocos meses antes. Una interesante secuencia de eventos. La partícula alfa fue instrumental en su posterior descubrimiento del núcleo atómico en 1911. Vemos que muchos descubrimientos clave están relacionados entre sí. Tengamos en cuenta que esta conferencia fue impartida antes del descubrimiento del núcleo. Rutherford estaba tratando de explicar lo que es la partícula alfa, que es un núcleo, sin el conocimiento del núcleo. 

Material revisado:
  1. International Atomic Energy Agency (2016). Republic of Korea: Electricity Production Share in 2015. Disponible en: https://goo.gl/hAxIGp
  2. International Atomic Energy Agency (2016). France: Electricity Production Share in 2015. Disponible en: https://goo.gl/o0dkCl
  3. Rutherford E (1908). The Chemical Nature of the Alpha Particles from Radioactive Substances. Nobel Lecture. Disponible en: https://goo.gl/yFOslC

Fecha Publicación: 2016-09-27T14:58:00.000-05:00
Sucesión riparia. Muchos individuos de Tessaria integrifolia colinizan las playas del río Manu, contribuyendo al ciclaje de nutrientes.
Todos los seres vivos están hechos de elementos, siendo los más abundantes el oxígeno, el carbono, el hidrógeno, el nitrógeno, el calcio y el fósforo. De todos estos, el carbono es el que mejor se enlaza con otros elementos para formar compuestos necesarios para la vida, como son los azúcares, los almidones, las grasas, y las proteínas. En conjunto, todos estos tipos de carbono constituyen aproximadamente la mitad de la masa seca total de los seres vivos. 

El carbono está presente en la atmósfera, los suelos, los océanos y la corteza terrestre. Si observamos la Tierra como un sistema, estos componentes se conocen como reservas de carbono (también llamados stocks) porque albergan gran cantidad de carbono. Cualquier movimiento de carbono entre estas reservas es denominado un flujo (Honorio y Baker, 2010). En cualquier sistema integrado, los flujos conectan los reservorios creando de esta manera los ciclos de nutrientes. Un ejemplo de este ciclo es el proceso de la fotosíntesis, donde las plantas utilizan el carbono de la atmósfera para crear material vegetal nuevo (Begon et al., 2006). A nivel global, este proceso transfiere grandes cantidades de carbono de una reserva (la atmósfera) a otra (las plantas). Con el tiempo, estas plantas mueren y se descomponen, son cosechadas por los seres humanos, o se queman ya sea para fines energéticos o en los incendios forestales. Todos estos procesos son flujos que transfieren el carbono entre los diversos grupos dentro de los ecosistemas y, finalmente, lo devuelven a la atmósfera (Malhi, 2002).

En escalas de tiempo más cortas, de segundos a minutos, las plantas absorben el carbono de la atmósfera a través de la fotosíntesis y lo liberan a través de la respiración. En escalas de tiempo más largas, el carbono del material vegetal muerto se incorpora en los suelos, donde puede permanecer almacenado durante años, décadas o siglos antes de ser degradado por los microorganismos del suelo y devuelto de nuevo a la atmósfera. En escalas de tiempo aún más largas, la materia orgánica enterrada en los sedimentos profundos (y que está protegida de la descomposición) se convierte poco a poco en depósitos de carbono, petróleo y gas natural, es decir los combustibles fósiles que utilizamos hoy en día. Cuando utilizamos estas sustancias, el carbono que ha sido almacenado durante millones de años se libera de nuevo a la atmósfera en forma de CO2 (Prentice et al., 2001).

El ciclo del carbono tiene un gran efecto sobre el funcionamiento y el bienestar del planeta. A nivel mundial, el ciclo del carbono juega un papel clave en la regulación del clima de la Tierra mediante el control de la concentración de CO2 en la atmósfera. El CO2 es importante, ya que contribuye en el efecto invernadero. El mismo efecto invernadero es un fenómeno perfectamente natural y, sin él, la Tierra sería un lugar mucho más frío. Pero como suele ser el caso, demasiado de algo bueno puede tener consecuencias negativas, y una acumulación anormal de gases de efecto invernadero (GEI) puede llevar a nuestro planeta a calentarse irregularmente (Prentice et al., 2001).

Referencias citadas:

  1. Honorio E, Baker T. Manual para el monitoreo del ciclo del carbono en bosques amazónicos. Instituto de Investigaciones de la Amazonía Peruana/Universidad de Leeds. Lima. 2010. 54 pp.
  2. Begon M, Townsend CR, Harper JL. Ecology: From individuals to ecosystems. 4th Edition. England: Blackwell Publishing. 2006. pp.752
  3. Malhi Y, Phillips OL, Lloyd J, Baker T, Wright J, et al. An international network to monitor the structure, composition and dynamics of Amazonian forests (RAINFOR). Journal of Vegetation Science, 2002; 13
  4. Prentice IC, et al . The carbon cycle and atmospheric carbon dioxide. In: Climate Change 2001: the scientific basis (ed. IPCC), pp. 183–237. Cambridge University Press.

Fecha Publicación: 2016-04-08T12:46:00.002-05:00
Desde tiempos pretéritos, el hombre ha creado gestos y desarrollado un lenguaje de rigor bajo la necesidad de realizar acciones conjuntas con sus congéneres. Fue Charles Darwin quien en su momento destacó la importancia de la comunicación y de la expresión en la supervivencia biológica. El desarrollo del lenguaje, en especial, tiene aquí un papel importante. Una forma de comunicación es también la música. Por mucho tiempo, concebí mi vida acompañada de muchos y diferentes ritmos y llena de melodías armoniosas, disonantes. Es en este sistema dentro del cual ocurre un intercambio sonoro con otro tipo de asonancias que produce conmoción sobre el ánimo del escucha, y es en este instante que mi mente se desembaraza de todo y puedo escuchar mis ideas de manera parsimoniosa y lúcida.

Vine considerando por largo tiempo como mejor arma para desocupar la mente de pensamientos mordaces las composiciones hechas por Jacqueline Du Pré. El arte con el que manejaba el cello es digno de toda admiración, pero el concierto que dio en el Elgar, es sin lugar a dudas prueba fidedigna de la excelencia. Seguido de este espécimen musical, tengo por preferidas las canciones suaves y menos estruendosas, a saber: What am I to you?, Those sweet words (ambas de Norah Jones), Better together (Jack Johnson), The look of love (Diana Krall). En ocasiones, cuando menos lo espero, recuerdo mis días como simpatizante izquierdista y mis oídos enrumban sus ánimos hacia las apacibles letras de Hoy mi deber y Ojala (Silvio Rodríguez). Estas mismas letras me recuerdan que la vida es bella y cuando me enamoro, un suspiro procura que mis clics sean permanentes y continuos en Poema 15, Te doy una canción, El tiempo pasa (todas de Silvio Rodríguez). Y, si no hay de quien enamorarse, me enamoro de Volare (Domenico Modugno).

En los días en que el calor es menos benévolo en los trópicos, una llama ardorosa aviva mi corazón de fuego y me transporta a un mundo lleno de ilusión, donde yo soy la estrella del baile y mis pasos se guían de un ritmo desvergonzado que inicia apaciblemente con La chica de Ipanema (Jarabe de Palo), cambia súbitamente por Baila para mí (Mosca Tse Tse) y termina rematando mi locura con Papai ta doidoi y Amante (Araketo).

Have a musical day!

Fecha Publicación: 2016-04-08T10:16:00.003-05:00
I know very little about the giant heavenly bodies above us; however, it is in the caos theory where I find an attempt to explain what happens to us. I'd love to quote something that briefly describes what this theory's about:

"Chaos theory attempts to explain the fact that complex and unpredictable results can and will occur in systems that are sensitive to their initial conditions. A common example of this is known as the Butterfly Effect. It states that, in theory, the flutter of a butterfly's wings in China could, in fact, actually effect weather patterns in New York City, thousands of miles away. In other words, it is possible that a very small occurance can produce unpredictable and sometimes drastic results by triggering a series of increasingly significant events."

I loved the title it was made up for someone's discovery on a snake-like caterpillar as much as its attached story, so enchanting and captivating as the story teller. Our life plan, indeed, is liable to change, and it focuses mainly on our decisions (free will) and their consequences (third Newton's law of motion), but perhaps the real motive for us being in this world would be to learn from our mistakes in order to achieve a spiritual evolution. I firmly believe that what is known as 'soul' is basically a bunch of energy that cannot be created or destroyed, only converted from one form to another (first law of thermodynamics), so it is therefore logical that we come back as other forms of matter just to 'pay' for our mistakes. This is something I'm still learning about, and probably will never finish off learning.

Fecha Publicación: 2016-03-21T11:11:00.000-05:00
Usted está viajando al trabajo, o se encuentra abocado en sus quehaceres, cuando de pronto un olor penetra por su nariz y su cerebro hace sinapsis. Un recuerdo borroso invade su cabeza. Siente la necesidad de volver a inhalar ese olor, esta vez, para avivar el recuerdo, para recuperar la compostura, para prepararse ante la reminiscencia. Durante los siguientes segundos, sus sentidos se agudizan, su cerebro explora los vericuetos de la memoria mientras su nariz sigue escudriñando el origen del aroma. Por momentos, pareciera tener la respuesta, se esfuerza por llegar al desenlace. Pasan algunos minutos y usted sigue sin saber, pero insiste en su hazaña pues está convencido que esa evocación le dibujará esa sonrisa que no apareció hoy en su día. Pero el olor se va esfumando y pronto, la estela que dejaron las partículas de su esencia va desapareciendo y junto con ella sus deseos de persistir. De alguna forma, le contenta saber que pudo ser un recuerdo bonito, tal vez algo relacionado a su infancia, o a su más reciente conquista amorosa. Aunque usted sabe al final que “los recuerdos suelen contarnos mentiras” (JMS).

Fecha Publicación: 2016-03-14T13:15:00.001-05:00
Frutos de Siparuna guianensis (Siparunaceae).
Característicos por un olor penetrante, el "picho huayo"
("huayo" = fruto, "picho" = órgano sexual femenino)
puede mezclarse con agua u otro líquido,
o también ser empleado directamente sobre
el cuerpo de un carnavalero,
quien de seguro no estará feliz por el olor de este fruto. 
En Iquitos, el carnaval no se celebra, se vive. Esta tradicional fiesta, que con sus coloridos elementos y su parafernalia acompañan la vida de los loretanos, ha sabido ganarse un lugar en el corazón de cada habitante del majestuoso nororiente peruano. Las canciones que hacen gala a esta celebración suelen llevar en sus letras símbolos propios de esta tierra caliente, que con doble sentido causan una risa maliciosa entre los escuchas. El carnaval usualmente acontece en los meses de Enero y Marzo; aunque no tiene fecha de inicio, todos y cada uno de los habitantes saben exactamente cuánto comienza y cuándo termina. Entre los elementos tradicionales de esta fiesta tenemos a las humishas, palmeras que han sido extraídas de remotos lugares, pues las que se hallaban cerca fueron desapareciendo mientras se perpetuaba el fulgor de esta fiesta. Para los botánicos, las hay del género Euterpe "huasaí", Socratea "sachapona" y hasta Iriartea "huacrapona"Pese a la alegría que esta fiesta genera en sus fanáticos, hasta la fecha nadie ha medido el triste impacto ambiental de esta celebración ni cuál sería el beneficio del abandono de esta tradicional fiesta.

La celebración del carnaval goza de una fama nacional. Lo celebran en la Costa, Sierra y Selva, lugares cuyas carencias del recurso hídrico se muestran conspicuas en el IV Censo Nacional Agropecuario (2012), según el cual,  la superficie agrícola no trabajada es de 774 882 ha (30.1% del territorio nacional peruano es de uso agropecuario), y se debe principalmente a la falta de agua, que en Costa es de 55%, Sierra de 32% y Selva 13%. Ante esta problemática, ¿puede el carnaval constituir algo más sino un despilfarro de agua? Sobre la extracción de palmeras también es preciso mencionar que nace un grave problema. De las palmeras mencionadas, Euterpe y Socratea suelen habitar lugares tan poco explorados como valorados, conocidos como "aguajales", hábitats dominados por el "aguaje" Mauritia flexuosa, cuyas condiciones ambientales y de saturación de agua hacen posible la convivencia de especies únicas que no podrían sobrevivir en bosques de tierra firme. La remoción de estas palmeras modifica el microclima de estos "aguajales" al abrir la cobertura vegetal y permitir el ingreso de más rayos solares, los cuales evaporarán paulatinamente el agua estancada y merced la cual es posible contar con grandes montos de carbono acumulado en el suelo (Lahteenoja et al., 2009).

Sin mencionar los accidentes y muertes que se añaden a la estadística, el carnaval no solo es una amenaza para la distribución justa del agua, sino también para la biodiversidad.

Fecha Publicación: 2016-03-11T09:03:00.003-05:00

En la película, En busca de la felicidad, Christopher Garden sostiene la siguiente conversación con su hijo: 
Hijo: ¿No íbamos a ir al partido?
Chris: Depende. Yo no he dicho que vayamos a ir al partido.
Hijo: Dijiste que probablemente.
Chris: No, yo sólo dije que posiblemente... Probablemente significa que hay bastantes posibilidades de que vayamos al partido. Posiblemente significa que puede que vayamos o puede que no. 
Hijo: Vale...
Chris: Entonces, ¿qué significa probablemente?
Hijo: Que hay muchas posibilidades.
Chris: Y, ¿qué significa posiblemente?
Hijo: Pues... ¡que no vamos al partido! 

¿Le parece familiar? ¿Cuántas veces, como padres, hemos desviado la ilusión de nuestros críos con frases tales como "posiblemente", o quizá "otro día"? En un día de Noviembre, en la ciudad, me encontraba viajando sin destino en el transporte público, disfrutando de lo que parecería uno de los pocos momentos en que no tengo nada de qué preocuparme. En el asiento trasero, viajaba una familia constituida por los padres y dos niños cuyas edades oscilaban entre 3 y 4 años. De pronto, uno de los pequeños se dirigió a su madre con voz trémula y no sabiendo muy bien si su petición sería acatada:

- Mamá, no quiero ir al jardín nunca más. Nunca más.

La madre, ignorando las razones por las que el pequeño nunca más deseaba asistir al jardín, le respondió:

- Pues tendrás que ir. Mañana es el día de tu actuación y ya hemos comprado tu disfraz. 

En su último intento por disuadir a su madre, el pequeño solo atinó a replicar:

- Quiero ir otro día.

Luego del suceso, no pude evitar pensar en lo que ese "otro día" significaría para el niño, o lo que los padres quieren dar a entender cuando lo dicen. Por ejemplo, si usted es madre o padre, probablemente le resulte familiar expresiones de inclemencia tales como "mejor otro día", "¿qué tal en otro momento?", "Ahora no", dichas en situaciones en que sus hijos han deseado algo  y usted se los negó excusándose en el futuro, en ese "otro día" que quizá nunca llegará y que nunca llegó. Con el tiempo, estas frases se van acumulando en el acervo de palabras que a diario les heredamos a nuestros hijos, y junto con la decepción, "otro día" se vuelve más bien en un sólido "nunca".

Como madre, debo aceptar que una de las tareas más difíciles es entablar negociaciones con los hijos, y no tanto por que ellos no entiendan nuestra defensa cuando queremos llegar a un acuerdo, sino porque la propia impericia de una madre primeriza me hace cometer errores en este arte. No cabe duda que Joan Manuel Serrat tenía justa razón cuando nos deleitaba cantando "a menudo los hijos se nos parecen; así nos dan la primera satisfacción". Procuremos que esa semejanza sea la mejor versión de nosotros mismos.